jueves, 14 de diciembre de 2006

La (cutre) nueva generación

Ó la sociedad, sus cambios y sus victimas.
Un ligero cambio se está dando en los últimos tiempos, no sé si para mejor o para peor, pero su patetismo es un tanto llamativo a la par que triste.
Se trata de jóvenes (en su mayoría superan los treinta) que un día se miraron al espejo, se vieron la zona púbica poblada de vello y decidieron que eran adultos, por lo tanto el momento de emanciparse de sus pacientes papis. Es aquí donde nos encontramos con la nueva cutre generación. Estos individuos independientes pasan a cohabitar en un piso con mínimo tres personas más, de características similares. Características similares en cuanto a forma de vestir, no tienen para pagar una vivienda “digna” pero frecuentan las tiendas de renombre y visten camisas de 200 euros; en cuanto a aspiraciones, esperan a tener pareja estable para compartir una hipoteca; salen de copas todos los fines de semana, en algún sitio tendrán que vacilar de la camisa de marca que les disfraza de alguien que no son. Todo esto y algún detalle más, como lucir un par de aparatitos de vanguardia tecnológica y quejarse constantemente del precio de la vivienda, los diferencian de aquellos que aún forman parte de la nueva generación y saben luchar manteniendo una lógica coherente en cuanto a prioridades.

Ahí queda eso, menos lloriqueos y más coraje.

9 comentarios:

Negative dijo...

tambien, nos gusta dar clases, y pensarnos únicos.

yo soy bipolar

mi señal de la crisis de los 30 la encontré en el bosque el pasado findesemana....
http://www.flickr.com/photos/guillemendia/317967985/

;)

Una hija de puta con clase dijo...

XDDDDDDD
genial, como siempre

Danicienta dijo...

pos..estuve ñleyendo unos post y me han dejado fasinada..... muy bueno me gustó ese que te agarra por detrás cuando siver una copa...y el del hombre simple de corazón complejo...
bello!!

Ybris dijo...

Excelente retrato de la generación cutre.
Se quejan de la lucha que no practican y se gastan el dinero que no tienen.
Todo sea por la emancipación hacia la esclavitud.

Besos.

Treiral_ dijo...

cool :D
El sentido común es el menos común de los sentidos. Y los cerebros escasean para desgracia de los zombies que pueblan las calles..

tripu dijo...

Mosqueado por tanta queja sobre el precio de la vivienda, un día pregunté a mis padres cuánto esfuerzo económico les costó a ellos comprar su primera casa. Sorprendentemente, y en términos relativos al coste de la vida y a los sueldos medios, estuvieron pagando una proporción de su sueldo similar a la que pagaría hoy una pareja media, y durante un periodo de tiempo similar al que necesitaría cualquier pareja hoy.

Ojo, que no digo que la vivienda no esté cara hoy (que lo está) y que cuatro estafadores y dos políticos no se estén enriqueciendo inflando los precios (que sí que lo hacen). Es que cuando sale este debate me gusta siempre recordar que los jóvenes hoy vivimos bastante bien, y no sabemos hacer sacrificios tanto como tuvieron que hacerlo nuestros padres. Decimos que la vivienda está cara, sí; pero no por eso dejamos de ir a conciertos, de viajar, de comprar ropa, DVD´s...

Prioridades y sacrificio. Eso es necesario siempre, cuesten lo que cuesten las cosas.

Una hija de puta con clase dijo...

Bueno, en mi humilde opinión, tener más de treinta años, vivir con tres o cuatro personas más, desconocidas o no, me pare que está bastante lejos de lo que es vivir bien. Para mí vivir bien es llegar a mi casa, ser dueña de mi espacio y poder levantarme al baño en bragas de madrugada XDDDD

pepe perez dijo...

A cada uno le toca vivir los tiempos que le tocan vivir, ¿quienes somos nosotros para juzgar a nadie?

broncobily dijo...

Que me den! lo tuyo si que són ovarios de mujer!!